Tengo el grado de dirigirme al Sr. Presidente, a los efectos de elevarle el dictamen producido por esta Comisión, con relación a la presentación realizada por los Dres. Luis Mennucci y Miguel Abdelnur respecto al proyecto de modificación del artículo 1351 del Código Civil y Comercial de la Nación. A tal efecto se informa que:

1.) En la nota presentada por los Dres. Menucci y Abdelnur denuncian:

«La necesidad de tomar una postura concreta e institucional desde el Colegio de Abogados de La Plata, en repudio a la modificación que se propone al artìculo 1351 del Código Civil y Comercial de la Nación. Conforme el proyecto, en su último párrafo quedaría redactado «En las locaciones de inmuebles la intermediación sólo podrá estar a cargo de un corredor profesional matriculado».-

Agregan que «la norma implica avanzar sobre las incumbencias de la  profesión liberar de los abogados y abogadas quienes en innumerables oportunidades brindamos asesoramiento en la confección e intermediación de los contratos de locación bajo análisis.

Agrega que la redacción de  la norma de fondo propuesta exhibe la locución «solo podrá estar a cargo», por lo que quedaría expulsada la intermediación de abogados y abogadas».

2.) En el análisis de la cuestión entendemos que cabe diferenciar  el «corretaje» y el «contrato de corretaje» con los contratos que se pueden derivar  o surgir del mismo (por ejemplo contratos de locación, compraventa, etc.).

Es de advertir que el artículo reformado se inserta en el título IV (contratos en particular), Capítulo 10 (corretaje) del CCCN

Sobre el corretaje en sí el artículo 1345 del CCC establece que: «Definición. Hay contrato de corretaje cuando una persona, denominada corredor, se obliga ante otra, a mediar en la negociación y conclusión de uno o varios negocios, sin tener relación de dependencia o representación con ninguna de las partes».

A su vez el artículo 1346 establece que únicamente puede entenderse concluido un contrato de corretaje «…si el corredor está habilitado para el ejercicio profesional del corretaje…».

Por otro lado debe tenerse en cuenta que la ley 10973 establece en su artículo 50 inc. b) como tareas del Corredor: «…b) Corredor: Realizar todos los actos propios del corretaje y la intermediación, poniendo en relación a las partes para la conclusión del contrato proyectado por su comitente. 

El objeto de su intervención puede ser la permuta, locación, compraventa de inmuebles, muebles, mercaderías, semovientes, rodados, fondos de comercio, marcas, patentes, créditos, letras, papeles de negocio, títulos y acciones coticen o no en bolsa sin incurrir en los supuestos contemplados en la Ley 17.811, y en general toda clase de derecho de tráfico lícito…».

3.) En ese marco normativo el párrafo que se pretende introducir al artículo 1351 en cuanto requiere para la intermediación (corretaje) en la locación de inmuebles «un corredor profesional matriculado», no se aparta de la normativa preexistente antes citada ni resulta novedoso.

Sin embargo frente al proyecto de nuevo texto del artículo 1351 se podría aclarar a los profesionales en general que el mismo  no implica  que los abogados no podamos intervenir en la redacción y celebración de contratos de locación, compraventa u otros. Situación totalmente distinta a los actos de corretaje. Y es más,  tampoco nada impediría a abogados realizar actos de corretaje,  en la medida que no sean permanentes y regulares, vinculados a cuestiones en la que hubieran intervenido profesionalmente.

Queda claro que no podría el abogado en cambio realizar como medio de vida actos de corretaje (intermediación) porque implicaría la realización de la actividad de Corredor Público. Inclusive el artículo 3 de la ley 10973 establece que: «Sin perjuicio de lo establecido en las leyes de fondo respectivas, no podrán ejercer la profesión de Martillero y Corredor Público: a) Los que ejerzan de modo regular y permanente otra profesión o cargo para cuyo desempeño se requiera otro título habilitante…»

4.) Por otro lado la ley 14.967, sin perjuicio de las incumbencias profesionales del título de abogado, regula la retribución de abogados y abogadas en actividades como «asistencia y asesoramiento del cliente en la realización de actos jurídicos», «redacción de contratos de locación», «redacción de boletos de compraventa», «redacción de contratos en general», entre otros (art. 9).

En definitiva debe quedar en claro frente al proyecto de reforma del art. 1351 del CCCN  que hay una nítida  distinción entre la actividad normal y habitual del corretaje (intermediación) reservada a los corredores y la participación de los abogados en la asistencia, asesoramiento y redacción de negocios jurídicos que pudieran derivarse del corretaje, en contratos independientes de todo corretaje o  incluso en la realización de actos de corretaje no permanentes, ni regulares derivados de cuestiones profesionales en las que intervengan”

DICTAMEN Comisión de Legislación General de la Cámara de Diputados de la Nación sobre Proyecto de ley del señor Diputado Lipovetzky en torno a la Modificación del artículo 1351 del CCC.

 

Share This